Noticias

Gobierno extiende cobertura de salud para trabajadores en situación de despido

Publicado: 11.08.2020 20:46h.

A los trabajadores que entre el 1.º de agosto y el 31 de octubre pierdan la cobertura Fonasa, se les mantendrá ese derecho por tres meses, tanto a ellos como a sus familiares a cargo, anunciaron las autoridades de los ministerios de Salud Pública y Trabajo. La medida beneficiará a las personas que fueron despedidas o a quienes estén por salir del seguro de paro. Hay unos 147.000 trabajadores en esa situación.
Autoridades de Salud Pública, Trabajo y BPS
Pie de foto: Autoridades de Salud Pública, Trabajo y BPS
Con esta acción, el trabajador y la familia se asegurarán la continuidad de la asistencia médica en su prestador de salud, mediante su afiliación al Fondo Nacional de Salud (Fonasa), informó el ministro de Salud Pública, Daniel Salinas, este martes 11 en la Torre Ejecutiva. El jerarca estuvo acompañado por el ministro de Trabajo y Seguridad Social, Pablo Mieres, y el presidente del Banco de Previsión Social, Hugo Odizzio.
 
La medida está destinada a quienes integran el seguro de desempleo o fueron despedidos de su trabajo. También podrán acceder aquellos trabajadores que no estén cubiertos por mecanismos de otra naturaleza como, por ejemplo, a través de su cónyuge.
 
Las autoridades informaron que esto no implicará un recargo para el sistema porque habrá tres meses para revertir las situaciones de desempleo. En caso de continuar, el subsector público dispondrá de más tiempo para prepararse ante nuevas situaciones.
 
Las medidas benefician al Sistema Nacional Integrado de Salud en su conjunto y, en particular, a las instituciones de asistencia médica, ya que no tendrán un desfinanciamiento por aporte de cápitas. En caso de generarse una pérdida de la cobertura por Fonasa, entre el 1.º de agosto y el 31 de octubre, el Fondo Coronavirus pagará esa erogación por parte del Estado.
 
En cuanto a los subsidios por desempleo, Mieres informó que en abril y mayo había 190.000 trabajadores en esa situación, cifra que descendió en junio a 177.000 y en julio se ubicó en 147.000. “Hay una tendencia a la reducción que va en línea con el proceso de reactivación que estamos observando”, remarcó.
 
De los 147.000 casos registrados a julio, 118.000 corresponden a la causal de seguro de paro común y 29.000 a la del parcial. Además, se atienden nuevas solicitudes de prórroga por 90 días.
 
Odizzio destacó el trabajo coordinado entre el BPS y el Ministerio de Trabajo para gestionar las solicitudes de prórroga. También informó que se trabaja con el Ministerio de Salud Pública, a través de la Junta Nacional de Salud (Junasa), en la identificación de las personas que eventualmente perderán la cobertura, para encontrar soluciones y cuantificar los efectos humanos y económicos.


 

Accesos rápidos