Noticias

Madeleine Renom asume como presidenta del Instituto Uruguayo de Meteorología

Publicado: 15.12.2016 11:05h.

“Apostamos a fortalecer al Instituto Uruguayo de Meteorología (Inumet) como servicio técnico científico y a posicionarlo en el lugar que merece”, dijo Madeleine Renom, al asumir este jueves la presidencia del ente creado en octubre de 2013 y que recoge experiencias al respecto de más de un siglo. Es la primera vez que se hace cargo de esta entidad una licenciada en ciencias meteorológicas de la Universidad de la República.
Instituto Uruguayo de Meteorología
Pie de foto: Instituto Uruguayo de Meteorología

La incidencia de la meteorología y el clima en la marcha de la economía, el turismo, en las actividades agroindustriales y en el día a día de las personas es clave, destacó Renom en diálogo con la Secretaría de Comunicación Institucional.

“No debemos olvidarnos que se trata de una ciencia y que los pronósticos presentan la probabilidad de ocurrencia de un evento, esto es así a nivel mundial, reconoció. Pero el impacto de la meteorología es significativo para todas las áreas de un país productivo como Uruguay, enfatizó la novel jerarca, licenciada en ciencias meteorológicas de la Universidad de la República y doctora en ciencias de la atmósfera y los océanos de la Universidad de Buenos Aires.

En lo que respecta a los principales desafíos, aseguró que se priorizará el perfeccionamiento de los aspectos técnicos, monitoreo de la atmósfera; pronósticos meteorológicos y climáticos.

Destacó además la necesidad de estrechar el vínculo con los organismos meteorológicos de la región, así como también fortalecer el trabajo conjunto que ya sea hace con el resto de los organismos del estado.  

Por otra parte subrayó que existe un conocimiento científico que se ha ido incrementando en los últimos tiempos en el país  y que se afianzará a través de políticas meteorológicas.

“Acercar la meteorología a los usuarios”, será uno de los pilares de nuestra gestión, enfatizó Renom. Para eso es fundamental la educación la sociedad, agregó.

La información debe ser comprensible y de fácil acceso tanto para los tomadores de decisión como para los ciudadanos.

“Es fundamental aprender a utilizar la información meteorológica y  climatológica”, reflexionó.
Renom hizo hincapié además en la necesidad de  consolidar una cultura preventiva en la gestión del riesgo. La frase de que “en Uruguay no pasan cosas”, no es cierta.  

Debemos aceptar que los fenómenos atmosféricos que se han dado en los últimos tiempos han ocurrido siempre y seguirán ocurriendo, quizás con mayor frecuencia o más intensidad. “El desafío de la Institución debe ser perfección el pronóstico”, indicó.

“Aceptar, enseñar y aprender a actuar una vez que los eventos climáticos suceden”, puntualizó.

Accesos rápidos