Noticias

Entrega de maquinaria

Mujica aboga por crear regiones en Uruguay para trabajar en caminería y enseñanza

Publicado: 05.08.2014

Uruguay necesita crear regiones que tengan capacidad de hacer por sí mismas tanto en caminería rural como en enseñanza, apuntando a la descentralización, dijo el Presidente José Mujica en la presentación de maquinarias adquiridas por la OPP para las intendencias. Lamentó, además, los más de dos años perdidos en obras viales por la imposibilidad de recaudar por la vía del Impuesto a la Concentración de Inmuebles Rurales.
El Presidente José Mujica en muestra de maquinaria para caminería
Pie de foto: El Presidente José Mujica en muestra de maquinaria para caminería
Si se hubiera podido comenzar con estas obras hubiera sido “shock” en materia de caminos rurales en el país, agregó Mujica en el acto de este martes en las canteras del Parque Rodó, en el que se mostró la maquinaria comprada con recursos del Impuesto al Patrimonio.

Esta compra es parte de las acciones concretadas entre la Presidencia de la República, la OPP (Oficina de Planeamiento y Presupuesto), y los gobiernos departamentales, como parte de una estrategia que tiene como objetivo el desarrollo territorial, haciendo hincapié en la mejora de la infraestructura de caminería rural.

En ese contexto, el mandatario uruguayo hizo un breve repaso de cuál era el proyecto inicial del Gobierno que conduce para solucionar los problemas permanentes en el estado de las conexiones terrestres en el campo.

“Efectivamente, es necesario apuntar a un fenómeno de descentralización mayúscula, y esta puede ser una cuestión programática”, indicó.

“La idea era que se fundaran empresas de caminería de estatura de propiedad de varias intendencias, con criterio regional, porque partíamos de la base que era difícil que un solo gobierno local pudiera concretar un equipo importante que influyera decisivamente en la vialidad del país”, explicó.

“¿Porqué había que fundar esas empresas que se debían mover en derecho privado pero ser publicas propiedad de las intendencias?, continuó Mujica.

“Porque nosotros constatábamos que en este país pequeño, frecuentemente hay acuerdos entre empresarios para no pisarse la ‘manguera’ y encontrábamos que los precios que presentaban eran exorbitantes y había que aprovechar mejor el dinero”, respondió.

Otra etapa, continuó, era “descolgar” cerca de 400 millones de dólares en toda la caminería rural, porque, si teníamos una ley, esta podía servir para financiar un fideicomiso y en lugar de que las AFAP (Administradora de Fondos de Ahorro Previsional) estén colocando plata por ahí o afuera, con el respaldo de una ley, descolgar masa de dinero que le diera shock a la infraestructura del país en la materia.

Pero “se enredó la yegua”, dio, apelando al dicho popular. “Y empezamos con la inconstitucionalidad y el palo en la rueda, y nos perdimos dos años y pico y ¿qué nos quedó al final?, porque somos tercos, peleadores, insistimos, pero ya habíamos perdido un tiempo bárbaro y quedó por el camino la posibilidad del fideicomiso”, lamentó.

Mujica sostuvo que tal vez “vengan otros” que puedan mejorar estas ideas que siguen estando vigentes ya que, a su entender, el país necesita regiones que tengan capacidad de hacer por sí mismas y eso vale para la enseñanza como para la caminería.

A su entender, ni la caminería ni la enseñanza pueden atenderse desde Montevideo.
“Necesitamos sinceramente una actitud mucho más descentralizada con organismos que den seguridad de carácter regional y con participación de la gente”, enfatizó.

Esta es la última entrega, dijo, la plata de esa parte del pueblo uruguayo que pagó este impuesto, se transformó en maquinaria que se invertirá para todo el país.

“Nos pareció justo que pagaran los grandes propietarios de tierra que iban a ser los grandes beneficiarios, porque cuando se mejora la infraestructura inevitablemente el valor inmobiliario aumenta y el trabajo se facilita”, insistió.

“De todas maneras no pudimos lograr el objetivo pero ha quedado una solución y una herramienta material”, añadió recordando que en el último temporal el ministerio de Transporte y Obras Públicas realizó un traspaso de recursos, tema que aún está pendiente.

“Necesitamos que esto se termine, que lo voten en el Parlamento y que esa plata lo apliquen los intendentes en caminería rural, eso está pendiente”, advirtió.

El Presidente hizo especial hincapié en destacar el buen relacionamiento que el Gobierno ha tenido con todos los intendentes del país lo que habla mucho de la madurez política del país. “Tengo que reconocerle la mejor sintonía y la mejor intención a los intendentes de este país”, manifestó.

“De mi parte, al borde de los 80 años afirmo que voy a seguir militando mientras los huesos me respondan porque se necesita renovación en pila en este país, la mejor renovación la tienen en los viejos cuando van acumulando y acumulando tanto fracaso y tienen algo para decir a la gente que viene, mire que por acá puede ir y por allá no debe ir”, reflexionó el mandatario.

Obras públicas, Comunicaciones y Transporte

Accesos rápidos