Noticias

Educación pública

Robert Silva asumió como presidente del Consejo Directivo Central de la ANEP

Publicado: 19.03.2020 14:53h.

“Hoy más que nunca los educadores deben ser los abanderados de la justicia social, se deben construir puentes entre el pasado y el futuro que no sean reivindicativos por la reivindicación misma, debemos estar orgullosos del pasado, pero el futuro es muy distinto”, afirmó Robert Silva este jueves 19, al asumir como presidente del Consejo Directivo Central (Codicen) de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP).
Pablo da Silveira, Robert Silva y Wilson Netto
Pie de foto: Pablo da Silveira, Robert Silva y Wilson Netto
Se deberá trabajar para mejorar la articulación interna y con otros organismos que desarrollan políticas sociales y avanzar en un verdadero sistema nacional con el Ministerio de Educación y Cultura y las universidades, señaló Silva en la ceremonia de asunción como titular del Codicen de la ANEP.
 
En el acto, este jueves 19 en la sede del organismo, participaron el ministro de Educación y Cultura, Pablo da Silveira, el presidente saliente de la ANEP, Wilson Netto, y demás integrantes del consejo.  
 
El flamante jerarca recordó la importancia del sistema democrático. “Vive el período más largo de vigencia, desde 1985 es el octavo cambio en el gobierno de la educación”, dijo. También señaló que es un día especial, porque se conmemora el aniversario del reformador José Pedro Varela, al tiempo que es el Día de la Laicidad, “en honor al principio rector fundamental de la educación pública del Uruguay: educación laica, gratuita y obligatoria”.
 
Por otra parte, aseveró: “Entre todos debemos redefinir y conceptualizar qué entendemos por el derecho a la educación”. En este sentido, detalló que ante la importante deserción de estudiantes es necesario “ser disruptivos en nuestros puntos de vista tradicionales para generar motivación y que el aprendizaje pase a ser parte de sus proyectos de vida”.
 
“Hay que cambiar formatos educativos que responden a realidades de muchas décadas atrás”, sostuvo. Además, se debe unir democracia y educación en un marco de efectiva igualdad para que la libertad sea efectiva, indicó. “No soy libre si no tengo posibilidades de optar, si no tengo las herramientas que me permitan incorporarme a los desafíos que me pone una sociedad en permanente cambio”, precisó
 
Anunció que sus líneas de acción no se rigen por ánimo fundacional y que continuarán las iniciativas bien hechas, se mejorarán otras y se harán nuevas para lograr la transformación. Ejemplificó que continuarán las cuestiones asociadas a las Trayectorias Educativas, se trabajará en el marco de transformación y adaptación del tiempo pedagógico, por nuevos formatos escolares y la política curricular como abanderada de la transformación y el cambio. 
 
Asimismo, se hará efectiva una política nacional docente. Acotó que “la razón de ser son los estudiantes, pero el actor protagónico para alcanzar una educación de calidad es el docente en el marco de comunidades con funcionarios y familias”.  En ese sentido, dijo que se desarrollarán herramientas para premiar las condiciones de excelencia, las buenas evaluaciones y profesionalidad de la mayoría de los docentes y adelantó el compromiso de la nueva gestión de llegar al rango universitario de maestros y profesores.
 
Finalmente, enfatizó en la ciudadanía digital para atender las situaciones, derechos, prácticas y situaciones que han cambiado. "No puede un sistema educativo dar la espalda a esta situación de los cambios que producen las redes sociales, la inteligencia artificial, que muchas veces cambian hábitos y conductas", dijo.
 
“Trabajemos en un marco de diálogo para un sistema educativo para todos, pero, sobre todo, para quienes están en un marco mayor de vulnerabilidad”, concluyó.
 
Por su parte, Da Silveira manifestó: “Nos podemos sentir orgullosos de esta ceremonia, porque en un momento crítico para el país, en que se están aplicando medidas duras para frenar la expansión de un virus, es un símbolo de solidez democrática y un Estado e instituciones fuertes que siguen funcionando. Vamos a superar esta situación saliendo mejores como sociedad y también en el terreno educativo”. “Los uruguayos están dando una magnífica demostración de madurez y solidaridad”, afirmó. 
 
Destacó que “Uruguay es el país que más tempranamente suspendió las clases en el planeta, con solamente seis casos identificados de coronavirus”. “Muchos Gobiernos se lamentan por no haber tomado medidas tempranamente”, agregó.
 
Valoró que se desarrolla un proceso de sustitución de un Gobierno por otro. “La rotación de partidos políticos es el corazón de la democracia, a veces toca ganar y a veces toca perder, pero por encima está la continuidad de las instituciones y del Estado como lugar de encuentro entre todos los ciudadanos, más allá de diferencias”, expresó. 
 
También resaltó “la tecnología de punta al servicio del sistema educativo que reacciona con rapidez a los desafíos que se plantean”. Graficó que desde que se suspendieron las clases los accesos a las plataformas educativas se multiplicaron por nueve.

Cultura, educación, ciencia y deporte

Accesos rápidos