Noticias

Audición M24

Mujica instó a creer en la gente de la Enseñanza pero trasladándole capacidad de decidir

Publicado: 18.04.2013 11:05h.

En su habitual mensaje radial, el Presidente Mujica reiteró el valor de la educación para el desarrollo del país y aludió a la necesidad de apelar a la formación constante. Se refirió al proceso que terminó con la creación de la UTEC y el intento frustrado por alcanzar la autonomía de UTU. “Nuestra enseñanza necesita creer más en la capacidad colectiva de profesores y maestros, organizada en unidades”, dijo.
Presidente de la República, José Mujica
Pie de foto: Presidente de la República, José Mujica

El Presidente de la República, José Mujica, en su audición radial por M24, habló de la necesidad de ser flexibles para gobernar, y se comparó con las cañas, que se doblan pero vuelven a su verticalidad cuando pasa el temporal. En este sentido se refirió al proceso que buscaba la autonomía de la UTU y que, al no poder concretarse, derivó en la creación de la Universidad Tecnológica (UTEC), en el interior del país.

Dijo que la enseñanza “es una víctima estructural” de la “brutal centralización democrática” que en los hechos termina con la autonomía y con la libertad.

Recordó que el mundo no tendrá piedad con los no calificados. “Quienes no reciban el bien de la capacitación intelectual, ni reciban el poder de engendrar la sed intelectual por autoaprender —que es la verdadera llama de la vida— quedarán estancados, resentidos, paralizados, como otra sociedad”, aseguró.


El jerarca se refirió al objetivo trazado en su momento de alcanzar la autonomía total para UTU, que desarrollara cuatro o cinco centros regionales y que cuando llegaran a 15 mil estudiantes cada uno se transformara en un instituto autónomo, independiente, público, para que estuviera ligado a las necesidades de la región. “No creemos en las cosas gigantescas, en escaleras interminables, creemos en lo mediano, en lo pequeño, lo que se conecta con el medio y puede ser comprendido por la gente, pero no tuvimos la capacidad de convencer. Tuvimos que seguir, haciendo lo que podíamos, con flexibilidad; impulsamos la Universidad Tecnológica en del interior”, relató Mujica, quien ratificó la deuda que Uruguay tiene con el desarrollo técnico e intelectual en esa parte del país. En este sentido, felicitó la labor descentralizadora de la UdelaR. 


“No conseguimos apoyo político para lograr autonomía de UTU, hicimos lo que pudimos. Y construimos la UTEC, por eso tenemos que tener claro que un país es de todos y expresa las posibilidades y también las limitaciones”, reafirmó. 


Mujica hizo hincapié en el perfil conservador del Uruguay, donde se cuestiona cualquier intento de cambio. Dijo que si bien sería un disparate cambiar todos los días, porque eso genera inestabilidad, “tampoco se puede permanecer décadas aferrados a un esquema que, por el paso del tiempo, deja de ser un empuje hacia el progreso”.


“Creo que nuestra enseñanza necesita creer mucho más en la capacidad de profesores y maestros, en la capacidad colectiva pero organizada en unidades. En direcciones de liceos que tienen libertad de creación muy grande a partir de un mínimo programa común. Esto parece imposible por el momento, por eso no tenemos otro camino que plantear las ideas”, indicó.


“Hay una deuda con la libertad y con la autonomía en el sentido más profundo del término. Hay que creer en la gente que está metida en la enseñanza, pero hay que trasladarle capacidades de decidir”, agregó.


Mujica reconoció que existe una crisis mundial en materia de enseñanza, porque a veces ese sistema se vuelve “una descarga del poco tiempo que le podemos dedicar a nuestros hijos, le trasladamos a la Enseñanza los problemas que no podemos resolver en la casa”. 


Asimismo, confía en que el Uruguay del futuro tendrá una juventud masivamente introducida en el lenguaje de la informática. “El Uruguay del futuro acampa entre nosotros, esperando. Aún no puede dar el salto, pero está tomando fuerza. Se crea una intelectualidad de base donde los niños manejan las computadoras y le enseñan a los padres y se viene ‘el movimiento grandioso del autoconocimiento’ ”, auguró. 


Mujica insistió en que el mundo por venir implica reciclarse, aprender permanentemente y enseñarle al que está al lado. Todo el tiempo es la lucha por perfeccionar y 'aggiornar' el conocimiento. “Pero ese mundo necesita la libertad y si no la tiene, va a 'descuajarlos' a todos”, afirmó.


Sin categoría

Accesos rápidos