Noticias

Aumento de donantes

Instituto de Donación y Trasplante descentraliza la operativa hacia todo el país

Publicado: 05.07.2013 17:29h.

El Instituto Nacional de Donación y Trasplante pondrá en marcha, en el segundo semestre de este año, una descentralización operativa a fin de facilitar el contacto del instituto con los ciudadanos de todo el país y dar cumplimiento a las pautas de la Ley N.º 18968, que establece que desde el mes de setiembre los uruguayos serán donantes de órganos y tejidos, salvo indiquen lo contrario.
Block quirúrgico
Pie de foto: Block quirúrgico

La directora del Instituto Nacional de Donación y Trasplante (INDT), Inés Alvarez, confirmó que se iniciarán las instancias de cumplimiento de la Ley N.º 18968, que determina que los uruguayos serán donantes de órganos y tejidos, al menos que expresen su voluntad contraria. 


Esta ley se hará efectiva a partir del 12 de setiembre próximo. Hasta ahora se considera donante aquel que es donante tácito especial o quien no haya expresado su voluntad y que su muerte amerite pericias forenses.

 

Alvarez confirmó que el INDT ya tiene diseñado un sistema en conjunto con la Dirección Departamental de Salud de cada departamento y que serán estos los lugares de referencia donde los uruguayos podrán manifestar su voluntad contraria a ser donantes.

 

La jerarca informó que el 2 de agosto el instituto presentará el proyecto a la Dirección Departamental de Salud del Ministerio de Salud Pública (MSP). 


En ese contexto, se diseñó un nuevo formulario, más moderno y con mayores garantías, para recoger las eventuales voluntades negativas de ser donante. “Lo estamos diseñando y tendrá características más modernas que asegurarán la identificación inequívoca de los individuos”, apuntó. Para ello, se prevé la instalación de un escáner en cada lugar de recepción con el objetivo de que la documentación llegue en forma inmediata a la Central del Registro Nacional.

 

Dos visiones, varios escenarios

Alvarez comentó que en esta etapa la nueva ley tiene dos visiones y varios escenarios. “Una es la visión del respeto por la decisión que cada uruguayo quiera tomar sobre la donación de órganos. La otra, es el aumento sensible de donantes que el país tendrá a partir de las modificaciones de la ley, para lo cual el INDT está generando la descentralización operativa a través de la Red Nacional de Donación y Trasplante".

 

La descentralización operativa que refiere Alvarez requiere personal calificado e infraestructura física, por lo tanto se hará en forma progresiva. “La Unidad de Donación y Transplante deberá estar en todos los centros de salud públicos y privados. Esa unidad necesita personal calificado que lo proporcionarán los proveedores de salud en el sistema, y ese personal va a estar capacitado para hacer la promoción de la donación, hacer la visita pertinenete en el CTI, estar más cercano de los pacientes”. "En principio esa red, que ya está diseñada, necesita claramente de distintos acuerdos que son los que estamos generando. Estamos en proceso”, apuntó.

 

Esta nueva norma implicará pensar en forma preventiva, generar un sistema de descentralización operativo que generará claramente un cambio en la estructura de la institución. “Ese cambio lo plasmamos y lo llevamos a la reforma del Estado. Nuestra institución se transformará en virtud de las nuevas necesidades que la población tendrá”, aclaró.

 

Actualmente el INDT tiene registradas 479 mil personas con voluntad positiva de donación, menores de 85 años. Se realizan un promedio de 1.000 trasplantes por año; 20 % de órganos; 20 % de células (trasplante de médula) y un 60 % de tejidos. En el momento hay unos 1200 pacientes en lista de espera.

Sin categoría

Accesos rápidos